Festival de Música: hula, ukelele, solo, coro… y ¡Sabor Latino!

Posted on 02/01/2012

0



Las primeras que nos deleitaron tempranito fueron las señoras que bailaban hula hawaiana con una canción triste de amor. Los colores eran fascinantes. La líder, anciana moderna con energía vibrante, nos tenía hipnotizados.

Habiendo ya organizado Festival de Deportes, Olimpiadas de Lenguas y todo tipo de eventos, no podía faltar el Festival de Música para inspirar a los corazones y reflexionar sobre la paz.

Hoy se vieron los resultados de más de un mes de práctica diaria de los diferentes grupos artísticos del barco. Increíble la diversidad y la creatividad que vimos. El barco resonaba mientras viajaba sobre el mar… estoy segura que invitó a la naturaleza que lo rodeaba a bailar.

Una de las presentaciones que le siguieron al hula fueron las flautas con música japonesa que emitían melodías muy finas.

El cantante de nuestro grupo de profesores, Devon, de Colorado, Estados Unidos, quien promovía la importancia de comer sano en sus eventos, nos deleitó junto a Sasha, intérprete japonesa-estadounidense con hogar en Hawaii. Cantaron Black Bird, de The Beatles. Precioso.

Como en todos los eventos, el grupo de trabajadores también tuvo que participar. Los intérpretes voluntarios prepararon una versión moderna de Stand by Me, compuesto por Erika, artista japonesa que fue la compositora oficial de muchas piezas en el viaje.

Los pasajeros internacionales, mayoritariamente provenientes de Estados Unidos, prepararon canciones relacionadas con la paz en inglés e invitaron a todos los que quisieran a cantar en un coro apasionado.

Cayó la noche y nos tocó a nosotros, los profesores voluntarios. El coordinador Jonathan, quien tiene raíces en Okinawa, preparó junto a Matchan, quien tocaba un instrumento de dos cuerdas tradicional de la región, una canción originaria en dicha isla. Para muchos, era nuestra primera vez cantando en japonés. Tenía un estilo Shimauta y a mí me encantó.

Las chicas del grupo también habíamos estado preparando una canción en español para compartir con el público. Patrí, quien tiene una voz espectacular y toca la guitarra con mucha gracia, sugirió Sería Feliz de Julieta Venegas, y todas aceptamos sin dudar. Logan, de Texas, y todo un caballero, nos guió con la guitarra.

ELos trabajadores de la organización Peace Boat nos sorprendieron con la canción Oh, Happy Day modificada. Fue muy divertida y nos dejó a todos moviendo el cuerpo.

Los jóvenes del barco lucieron sus pasos de hip hop luego de estar practicando día y noche contra viento y marea. No podíamos sacar nuestros ojos de encima.

Para cerra la noche en la terraza y darle apertura a la fiesta que seguiría en el salón disco del barco, la banda de rock que se creó en el barco hizo vibrar el cielo.

Fue un concierto en vivo…

Y aunque no entendíamos, no parábamos de disfrutar la música y el ambiente que se había impuesto. Las Sabor Latino, como nos habíamos nombrado, seguíamos siendo feliz… =) Fue un día hermoso.

Anuncios
Posted in: América, Asia